dedeté

Sitio de humor cubano

18 de julio de 2024 17:25:44 | Edición impresa | Síguenos en: rss

Noticias y chismes

cortar

Espartaquiadas de verano

aumentar disminuir imprimir
Espartaquiadas, viñeta para texto de Jape Foto: Adán Iglesias

Por Jorge Alberto Piñero (JAPE)

Teniendo en cuenta que ya están muy próximas las Olimpiadas París 2024, y como el espíritu deportivo es algo que prima en la población cubana, dedeté presentará un proyecto a varias instancias deportivas, en busca de apoyo y financiamiento, de lo que hemos dado en llamar Espartaquiadas de verano, La Habana 2024.

Cuando hablo de financiamiento, nadie debe alarmarse. Sabemos que esa palabra puede traer serias complicaciones por estos tiempos, pero en realidad el costo será mínimo pues las condiciones y la infraestructura «deportiva» están aseguradas.

Quizás muchos piensen que apenas habrá tiempo para entrenar, pues el verano ya comenzó, y quien tenga dudas solo tiene que revisar los récords de temperatura, y los apagones. Son dos parámetros que nos dan una idea irrefutable de que ya estamos en la etapa estival&, como dicen algunos periodistas de nuestros informativos, cuando se refieren al verano.

Volviendo al tema deportivo, decía que no habrá muchos gastos. Tampoco hay que preocuparse por el poco tiempo que resta para comenzar el evento porque las disciplinas escogidas para la competencia, aunque requieren gran destreza y habilidad, no son las conocidas de siempre. Se trata de ejercicios físicos condicionados, que con el tiempo han ganado adeptos y adictos dentro de nuestra sociedad y en el entorno.

Por ejemplo, tenemos el lanzamiento de la jabita de basura. Mucha gente acostumbra a no llegar a los tanques y desde una distancia variable lanzar la jabita con todos sus desechos hacia las fauces del tanque, o el área donde ya se acumula cierta cantidad (muchas veces notables) de escombros y toda suerte de inmundicias a veces inimaginables.   

En este caso se podrá competir de manera individual y por equipos, a diferentes distancias: 60 metros, cien metros, y hasta 200 metros del tanque. También se podrá competir en la variante por relevo, donde podrán participar hasta cuatro miembros de la familia. El peso de la bala (jabita de basura) puede ser variable y determinará en la cantidad de puntos acumulados por el sistema TQB (Team Quality Balance), según el peso (de la jabita), distancia (del tanque o montículo de escombros) y edad promedio de la composición del equipo. Quienes logren encestar dentro del tanque tendrán un extra en la puntuación.

Otra competencia que será muy reñida es la que hemos llamado micción con obstáculos. Al estilo del mountain bike o ciclismo de montaña, se creará un circuito por las calles de la ciudad, lleno de obstáculos como columnas, tanques de basura, escaleras, entradas a pasillos oscuros, postes de la luz, árboles frondosos, parques deshabitados& y otras variantes según la imaginación de los organizadores. La competencia consiste en que cada participante, con la vejiga previamente rebosada por ingerir líquidos, tratará de miccionar en la mayor cantidad de obstáculos posibles. Habrá un jurado atento a las acciones de cada competidor. En caso de que haya dudas o alguna «jugada cerrada», en vez del video tape, o cámara lenta, se acudirá a un estricto examen de orina por laboratorios altamente calificados. Ingerir cerveza de pipa o refresco dispensado, será considerado dopaje y el competidor será descalificado. Aunque esta modalidad pudiera parecer que fuera solo para hombres, la experiencia nos ha demostrado que también pueden participar atletas del sexo femenino.

Esto es solo un par de ejemplos de las posibilidades competitivas que tendrán nuestras espartaquiadas. Aún no hemos determinado la cantidad de disciplinas que estarán presentes en dicho certamen, pero por el nivel de «competividad» que se ha desarrollado en nuestro entorno, sabemos que habrán muchas más.